miércoles, 18 de diciembre de 2013

Perdida.

Flynn, G. (2012 de la original, 2013 de la española) Perdida, Mondadori.


Esta novela de desapariciones se desarrolla en su mayor parte en el corazón de la Norteamérica profunda, Missouri, donde un matrimonio joven en crisis llega desde la cosmopolita Nueva York. Hay dos partes bien diferenciadas en la novela. La primera parte, en la que se muestra cómo la relación entre los miembros de la pareja va desnaturalizándose sin remedio. Es en este contexto cuando la esposa desaparece. Todos los indicios, todas las pistas, todas las elucubraciones se dirigen hasta el marido, un tipo con complejos, pero a la vez guapo y con una jovencísima amante. Pero en torno a la página 300, todo da un siniestro giro. Segunda parte: nada es lo que parece. Y no cuento más. O sea, que la primera parte parece una novela sin muchas pretensiones hasta que llegas a la explosión de la página 300. A partir de ahí la cosa promete, y la lectura se vuelve más intensa. Por último, decir que yo hubiera propuesto un final diferente al verdadero; pero es lo que hay. Esta novela ha servido para disminuir un poco mis reticencias sobre el género negro americano; aunque sigo prefiriendo la escuela nórdica. De hecho, he empezado otra historia del comisario Harry Hole en su querida Oslo...

*** 

No hay comentarios:

Publicar un comentario